Métodos para conseguir backlinks de calidad a nuestro blog

El contenido de calidad, por sí solo, no hace que consigas más enlaces a tu sitio web o blog. Además de planificar y escribir contenidos que resulten útiles y aporten valor a los usuarios, debemos adoptar una actitud proactiva que dinamice nuestra estrategia de Link Building, no solo para conseguir backlinks, sino que tengan calidad. Descubre hasta 20 métodos para lograrlo.

Tiempo medio de lectura: 25 min (7.900 palabras).
Si no tienes tiempo ahora, puedes saltar directamente a las conclusiones del artículo.

Tabla de contenidos


Guía de hosting WordPress y mejores optimizaciones

Backlinks de calidad, ese brillante objeto del deseo

Conseguir enlaces externos de calidad tiene mucho valor
Quien tiene un backlink de calidad, tiene un tesoro

Tienes un sitio web o un blog; generas periódicamente contenidos de calidad; los compartes en las Redes Sociales; incluso interaccionas con otros blogueros o usuarios… pero cuando analizas tus enlaces externos entrantes (“backlinks”), no puedes imaginar un panorama más desolador: pocos enlaces y, la mayoría, desde los mismos dominios de referencia o de poca relevancia.

Pero no te preguntes “¿Qué está fallando?”, sino “¿Qué estoy haciendo mal?”.

Porque lo primero que debes reconocer y aceptar no es que “algo”, indefinido, por ahí fuera, está fallando, sino que no has elaborado suficientemente tu estrategia de Link Building (si tienes alguna, todo hay que decirlo).

Dicho de otra forma: no, no te odian, sino que no te haces querer 😉

Imagina que acudieras a un evento profesional, sea una conferencia, un meeting temático o un encuentro de networking… Y que no conoces a nadie ni, claro, nadie te conoce.

Tienes grandes ideas, magníficas propuestas: ¿cómo las trasladarías al resto de asistentes?

Evidentemente, esperar sentado a que te pregunten no es una opción; quizás alguien lo haga, pero difícilmente tendrá algún impacto, o tendrá muy poco y muy lentamente, en el resto.

El extremo opuesto, irrumpir entre los demás proclamando las bondades y maravillas de tus propuestas, tampoco sería una buena opción: corres el riesgo que te tachen de charlatán a las primeras de cambio y te ignoren en el futuro (el equivalente a una penalización).

No, debes adoptar una visión estratégica y determinar cuáles son las mejores acciones para conseguir tus objetivos y adaptadas a tus necesidades.

En este artículo vamos a enumerar y describir varias tácticas para conseguir backlinks de calidad. Enlaces que no sólo proporcionen tráfico a tu sitio web o blog, sino también autoridad y relevancia para que tu posicionamiento orgánico resulte beneficiado en las palabras clave y sector que te interesan.

Pero no apliques estas tácticas a ciegas ni al buen tuntún.

Porque, en el caso del Link Building, una mala estrategia puede incluso ser peor que ninguna estrategia: podrías enfadar al pingüino feroz e incurrir en penalizaciones por parte de Google. Y, amigo, salir de una penalización sí que sería un verdadero infierno…

Si lo del “pingüino” te suena a la mascota de Linux, al Polo Norte o a una película de dibujos animados, te animo a que busques una hora de tu tiempo para que veas este Webinar sobre Penguin 4.0, y sepas qué es y por dónde pueden venir las “embestidas” del pingüino 😀

Si tampoco tienes muy claro, o nunca lo has hecho antes, qué factores debes tener en cuenta para planificar una buena estrategia, te recomiendo que leas este artículo sobre Link Building para que no tengas ninguna duda en los conceptos fundamentales.

Dicho esto, veamos ahora qué podemos hacer para conseguir backlinks de calidad

 

Atrayendo enlaces con el Blog

Empecemos con aquello sobre lo que tenemos control directo y no depende de nadie más que de nosotros: nuestro blog.

El buen término de muchas de las tácticas que veremos en secciones posteriores dependerá enormemente de lo bien que lo hagamos con nuestro blog y de lo atractivo que sea para ojos externos a los nuestros.

No podemos conquistar a nadie si primero no ofrecemos la mejor versión de nosotros mismos. Dicho de otra forma: tu estrategia de Link Building necesita que tengas algo digno y valioso para ser enlazado, además de para ser visitado y aumentar tu tráfico web.

 

1. Crear Contenidos de Calidad

Sin contenidos de calidad no tendremos backlinks de calidad
Creatividad y Calidad en los contenidos del Blog

“El Contenido es el Rey”, no por más repetido es menos cierto… Aunque hay otros factores de gran importancia, como la conversión, el contexto, el branding, la experiencia de usuario o la estrategia, ninguno de éstos puede suplir al contenido si éste falla o no está a la altura de las circunstancias.

Quizás sería más correcto decir, hoy en día, que el contenido es la piedra angular alrededor de la que gira todo lo demás.

Como cabe esperar, crear contenido de calidad no es fácil y tampoco es una habilidad que de pronto adquieras porque hayas decidido hacerlo. Requiere preparación, dedicación y esfuerzo.

Necesitas un proceso de aprendizaje, como cualquier habilidad en la vida, que, para este caso, debería incluir lo siguiente:

  • Lee, y mucho, los artículos de los principales blogs referentes en tu sector. Conseguirás dos cosas: primero, ampliar tu conocimiento sobre tu materia y tener más capacidad e ideas para desarrollar tus propios temas; segundo, asimilar las técnicas de redacción y copywriting que utilizan sus autores.
  • Sé crítico con lo que lees. No me refiero exclusivamente al contenido (qué dice), sino también a la forma (cómo lo dice). Anótate qué te gusta de lo que leas, qué no te gusta, qué cambiarías y qué adaptarías a tu propio estilo.
  • Escribe mucho. Podrás leer muchas “recetas mágicas” para generar contenidos de calidad pero esto es como un plan de entrenamiento para correr una carrera: solo lo consigues si lo haces.
  • Sé MUY crítico con lo que escribes. No sólo revisión previa a publicar un post, sino después de varias semanas. Te llevarás más de un facepalm, ¡garantizado!, pero no desesperes: significa que estás aprendiendo y vas por buen camino. Aprovecha para actualizar esos contenidos y corregir graves deficiencias o defectos que encuentres (al mismo tiempo, mantienes actualizado su contenido, lo que gusta a Google).

 

2. Escribir posts “newsjacking

"Newsjacking": Aprovechar el tirón mediático de las noticias de actualidad
Inspírate en las noticias de actualidad de tu sector

Empezamos con los “palabros” raros, apropiados del inglés, para describir algo tan cotidiano y natural como aprovechar el tirón de la noticia para meter la cabeza.

Porque eso es precisamente el “newsjacking”: escribir posts relacionados con temas de absoluta actualidad y que, por lo tanto, producen especial atención e interés en los usuarios. Por supuesto, siempre deben tratarse de noticias que caigan directamente dentro de la temática de nuestro blog y del interés de nuestra audiencia y público objetivo.

El motivo parece evidente. En las primeras fechas posteriores a un hecho, las búsquedas orgánicas relacionadas crecen enormemente, porque los usuarios quieren saber más al respecto. Así, los primeros que escriban sobre él tendrán bastantes opciones de recoger una buena parte de esos contenidos.

Sin embargo, esto no significa que se pueda escribir una “mera” ampliación de una nota de prensa, sino que debemos distinguirnos con un artículo bien trabajado y elaborado. Tenemos la oportunidad de que estos nuevos usuarios nos conozcan y nos visiten de nuevo sin necesidad de ningún otro “gancho” más que nuestro sello de buenos contenidos.

Y os puedo asegurar que esta táctica funciona. Sólo la he utilizado una vez en el tiempo que llevo con este blog, para hablar sobre las tarjetas enriquecidas de Google. Desde el día de su publicación, sigue siendo el primer post más visitado del blog (sin contar la portada):

Éxito del "newsjacking" en las visitas de un post

 

Ejemplos más recientes lo habréis podido observar con la (“casi” encubierta) publicación de Penguin 4.0 o la nueva convocatoria de los Premios Bitácoras 2016, con una avalancha de posts sobre ambos temas.

 

3. Escribir sobre experimentos o casos de estudio reales

Los experimentos y casos de estudio reales atraen más tráfico web
Experimenta cómo funciona una técnica o estrategia

¿Estás cansado de leer casi lo mismo en decenas y decenas de blogs, casi como si fueran unos copias de otros? No me refiero a contenido duplicado, relativamente fácil de detectar y gravemente penalizado por Google, sino a que aportan prácticamente la misma información, sin explicarla demasiado de dónde la sacan (o, sencillamente, sin explicarla) ni aportar realmente nada novedoso u original.

Siempre nos gusta tener pruebas palpables de la efectividad de la información que leemos, sobre todo si queremos utilizarla para nuestros propios fines. En el presente artículo, por ejemplo, incluyo algunas tácticas haciendo referencia a los experimentos realizados por sus creadores (la técnica del rascacielos o del hombre en movimiento, que ya veremos).

Y exactamente lo mismo se aplica a casos de estudio basados en casos reales. Esto es, a estrategias, tácticas o actividades que hayamos realizado con un fin concreto y ofrecer los resultados reales como consecuencia de su ejecución, y que nuestra audiencia puede replicar con conocimiento de causa.

Con este tipo de contenidos, estamos dejando atrás el campo de la opinión, que puede ser cuestionable, para entrar de lleno en la demostración palpable de la efectividad o falta de ella, dependiendo de lo que queramos demostrar, de esas opiniones. Al documentar el experimento o caso real, refuerza tus palabras incluyendo pantallazos o gráficas.

En mi caso, también he utilizado esta táctica para uno de mis posts, sobre optimización de WordPress para mejorar la puntuación de PageSpeed. Desde su publicación, este post se mantiene como el segundo más leído (sin contar la portada):

Efecto en las visitas de un caso de estudio real

 

4. Redactar resúmenes o crónicas de eventos

Los resúmenes de eventos atraen usuarios cualificados
Cuando asistas a eventos, ¡cuéntalo!

En cierta forma, esta táctica podría verse como una modalidad de “newsjacking” y, en efecto, lo es, con la particularidad de que la noticia de actualidad se refiere a la celebración de un evento de referencia en nuestro sector o actividad.

No confundirlo con el envío a través de las Redes Sociales de mensajes en directo del transcurso de las diferentes actividades y ponencias del evento. Aunque estén relacionados, el newsjacking tiene como objetivo atraer más audiencia, mientras que los mensajes están más enfocados a potenciar nuestro networking.

Si tienes oportunidad de escribir un post sobre un evento de renombre, refuerza su impacto con lo siguiente:

  • Haber asistido. Tu audiencia quiere tener información e impresiones de primera mano, no de oídas.
  • Huir del “modo agenda”, con una simple lista de las ponencias y horarios. Para eso tenemos la página oficial del evento.
  • Contar lo bueno y las anécdotas, pero también lo malo. Sólo así la organización podrá mejorar para futuras ediciones.
  • Destacar lo más relevante de las ponencias que asistas, especialmente las frases más memorables de los ponentes.
  • Aportar material audiovisual propio y, si hubiera, enlaces a las presentaciones de los ponentes.
  • ¡Mójate y da tu opinión personal! Un poco de calor humano hará más apetecible la lectura 🙂

Un ejemplo, a mi parecer, de una buena crónica de un evento y que reúne las características anteriores, lo podéis ver en este artículo de Manolo Rodríguez, con su resumen del Digital Marketing Day celebrado en Santiago de Compostela hace apenas unos días.

 

5. Añadir recursos descargables a tus posts

La descarga de recursos atrae más visitas y enlaces externos
Haz que los usuarios descarguen tus recursos

No limites tus posts a solo contenidos de texto y añade otros tipos de recursos que lo complementen, de forma que los usuarios puedan compartirlos o descargarlos para su uso personal.

Ejemplos de estos recursos serían:

  • Infografías. Que resumen los aspectos más importantes del post en un formato de fácil identificación y lectura, que además podrás compartir en Pinterest.
  • Plantillas. Si tu post explica alguna metodología o proceso, con varios pasos y que requiere anotar información de varias fuentes o cálculos, incluye una plantilla (Word o Excel, generalmente) para que los usuarios no tenga que generarla ellos mismos.
  • Vídeos. En muchas ocasiones, la mejor forma de explicar y entender algo es a través de una demostración en vídeo, como la utilización de una aplicación. Un texto con muchos pantallazos puede resultar confuso, mientras que el vídeo muestra claramente los pasos que hay que dar.
  • Podcasts, que también puedes publicar en plataformas especializadas, como iVoox o iTunes. Especialmente útiles para entrevistas largas, incluye en el post un índice con el minutaje de las preguntas, para que los usuarios puedan localizarlas según su interés, y una lista de los enlaces que en ella se mencionen.
  • eBooks. Sea en formato PDF o ePub, permite a los usuarios leer tus contenidos mucho más cómodamente con lectores electrónicos o tabletas.

Sea el tipo de recurso que sea, recuerda siempre incluir un enlace a tu post o web. Así, cuando alguien lo comparta, quien lo reciba sabrá dónde encontrarte.

 

6. Añadir enlaces a otros posts

Cuando escribes un post, te puedes encontrar en una de las dos situaciones siguientes:

  • Para comprender completamente el contenido y alcance de tu post, el usuario necesita unos conocimientos previos.
  • Mientras desarrollas el post, haces mención a otros aspectos que, aun estando relacionados con el contenido, no entran directamente dentro del ámbito del post.

En ambos casos, la mejor solución pasa por incluir un enlace que lleve al usuario a otra página. En el primer caso, podrá asimilar esos conocimientos que necesita para continuar la lectura de tu post. En el segundo caso, podrá ampliar esos aspectos si está interesado en seguir profundizando.

Con estos enlaces, estás ofreciendo un servicio muy valioso al usuario, que no tendrá que buscar esa información por su cuenta ni filtrar entre todos los posts que encuentre hasta dar con el que mejor le informe.

Además, estás estableciendo una relación con otro bloguero, el autor de ese post. La mayoría de los blogueros revisamos nuestros enlaces entrantes, así que, tarde o temprano, verá tu enlace y, posiblemente, visitará tu blog, leerá el post en que lo referencias e incluso deje un comentario o comparta tu post… pero siempre que sea un post de calidad.

Porque éste es un punto importante: a los blogueros nos podrá gustar que nos enlacen, sí, pero desde contenidos de calidad y con referencias contextuales. Asegúrate que sea así antes de incluir el enlace de nadie.

Si quieres, puedes enviarle al autor un correo para informarle sobre tu post y el enlace. Pero no le pidas que te enlace: queda feo y ya lo hará por sí mismo si lo considera oportuno. Ante todo, educación y respeto.

Queda por dirimir la cuestión de si estos enlaces deberían ser dofollow o nofollow. En mi caso, hago dofollow a los posts de los blogs, como una forma de reconocimiento a su labor y la ayuda que me están prestando (al ayudar a mis usuarios, indirectamente también me están ayudando a mí). Una muestra más de educación y respeto.

Ya te habrás dado cuenta que este post presenta ambas situaciones. Así, al principio del post, menciono que, para usar las tácticas que aquí se describen, debe comprenderse bien en qué consiste y cómo realizar una estrategia de Link Building, poniendo un enlace a un post que recoge todo lo que considero necesario.

Mientras que el segundo escenario lo puedes encontrar cuando describo la táctica de escribir resúmenes o crónicas de eventos, enlazando con un post resumen del Digital Marketing Day de Galicia.

 

7. Hacer posts de referencia a otros posts o blogs

Reunir una selección de los mejores en un solo post
Reúne a los mejores dentro de tu post

¿Hay blogs que tienes por costumbre visitar todas las semanas? ¿Tienes posts guardados en tu lista de Favoritos por lo mucho que te gustaron? ¿Sigues habitualmente a determinados blogueros, u otros profesionales, no solo sus webs, sino en los eventos donde participan?

Si alguna de tus respuestas es afirmativa, no puedo menos que preguntarte: ¿Entonces, porqué no lo compartes?

Así, sin querer y sin pretenderlo, has estado cosechando información muy valiosa para ti. ¿No crees que también sería útil para tus usuarios de los que sabes que, al menos, tienen parte de tus mismos intereses?

En definitiva, me estoy refiriendo a escribir posts que reúnan toda esa información, bajo algún criterio de clasificación o selección, y ofrecerla a nuestros lectores. Además, al igual que los enlaces a otros posts, son una forma de reconocimiento y agradecimiento a esos blogueros o profesionales.

Básicamente, puedes ofrecer esta información bajo estas tres formas:

  • Recopilaciones. Reunir bajo algún criterio, sea por tema (“sobre SEO”, “sobre eCommerce”), por fecha (mensual, estacional), por eventos (“las ponencias de…”), o selecciones TOP (“los mejores…”), los posts o blogs que más te hayan gustado. Por favor: no te limites a copiar enlaces: léetelos. Te puedo asegurar que en la redacción del post se nota si los has leído o no.
  • Selecciones. Similar a las recopilaciones, pero en vez hacerse bajo criterios subjetivos, se harían según criterios objetivos, como: “los más compartidos”, “los más influyentes”, “los más seguidos”, “los más leídos”. Tienen la dificultad añadida de que debes establecer una metodología y una herramienta para marcar ese criterio objetivo.
  • Entrevistas comunitarias, consistente en un cuestionario común que contestan varios blogueros de referencia. Si te decides por esta opción, haz un cuestionario corto (3-4 preguntas, como mucho), con preguntas originales e interesantes. Pero, sobre todo, respeta el tiempo que cada entrevistado precise para contestarte o su deseo de no participar.

En mi blog, por ejemplo, puedes encontrar posts recopilatorios mensuales, que inicié en enero de 2016. Cuando los empecé, me planteé ofrecer algo más que un simple listado de enlaces e incluí información que creo que es útil para los lectores, junto con un resumen de los aspectos más importantes de cada post.

Para que veas la efectividad de esta táctica, tres de los diez posts más visitados en toda la vida de mi blog son recopilatorios:

Analítica web del impacto y visitas de recopilaciones de posts

 

8. Consolidar relaciones con otros blogs

Al hacer la selección de las tácticas para incluirlas en este post, estaba en la duda de si incluir ésta o no. Porque, en realidad, no se trata de algo que buscas o diseñas expresamente, sino que suele surgir como evolución natural del enlace a otros posts (punto 6).

Finalmente, me decidí a incluirlo para aclarar que no debe confundirse con un intercambio de enlaces: yo te pongo un enlace, tú me pones uno. Sino que se trata de la referencia ocasional entre varios posts cuando el contexto y la temática así lo permite.

Así, si yo estoy escribiendo un post sobre Posicionamiento Orgánico y quiero incluir una referencia de cómo hacer Link Building para posicionar, tengo dos opciones: o busco un post por Internet hasta encontrarlo, con el tiempo que eso supone; o miro en los blogs que sé que tienen contenido de calidad para ver si tienen algún post que responda a mis necesidades y, si no lo tuvieran, entonces sí que buscaría en otros blogs.

En la vida real hacemos exactamente lo mismo: buscamos la referencia de quien sabemos experto en un tema, y solo cuando no encontramos esa referencia, miramos en otro sitio.

Por tanto, no busques expresamente este tipo de colaboración: a medida que tu blog crezca y te relaciones más dentro de tu sector, surgirá por sí sola de forma natural.

Con la herramienta Similar Web puedes ver que las referencias entre blogs siguen un patrón bastante característico. Un porcentaje relativamente alto de enlaces se reparten entre un número manejable de sitios webs, ni demasiado pequeño ni demasiado grande, mientras que el resto se reparten entre un número bastante mayor de webs:

Estructura de enlaces entrantes y salientes como Similar Web

 

Analizando los enlaces externos que generan tráfico web

En la sección anterior, nos hemos centrado en cómo analizar y desarrollar contenidos que puedan atraer tráfico web y, en consecuencia, aumentar las posibilidades de que nos enlacen.

Poco más se puede hacer en el ámbito exclusivo de nuestro blog y tenemos que empezar a adoptar nuevas metodologías para buscar y encontrar otras oportunidades que atraigan más tráfico y enlaces.

Y, puesto que estamos enfocados en mejorar nuestra estructura de backlinks, ¿qué hay mejor para continuar que analizar precisamente los enlaces que circulan por ahí afuera?

 

1. Monitorizar las referencias que hagan a tu Web

Lo primero que se nos pasa por la cabeza en este punto es revisar los backlinks que recibe nuestro blog y chequear los nuevos. Hay multitud de herramientas que, incluso en sus versiones gratuitas, ofrecen este servicio.

Por ejemplo, Monitor Backlinks revisa periódicamente los backlinks de un sitio web y envía por correo electrónico los enlaces nuevos que haya encontrado:

Monitorizar número y calidad de los nuevos backlinks

 

Pero no nos limitemos a admirar nuestra nueva colección de enlaces: actuemos también de forma proactiva y mantengamos viva la nueva relación que se ha abierto. Accedamos a la página que nos referencia y, si el enlace está dentro de un post, accedamos a esa página y dejemos un comentario agradeciendo la referencia, al tiempo que aportamos algo sobre el propio post.

Alternativamente, si hacemos posts mensuales sobre la evolución de nuestro blog o nuestras actividades, también podemos incluir estas referencias, creando un ciclo de realimentación que refuerza ambos enlaces. En mi caso, por ejemplo, suelo hacerlo en la presentación de los posts recopilatorios.

Pero no son los nuevos backlinks las únicas referencias que deberíamos buscar por Internet, sino también las menciones a nuestra web o nuestra marca, aunque no incluyan un enlace.

Google Alerts te permite configurar las secuencias de palabras que, asociadas a tu web o tu nombre de marca, quieres que monitorice. Así, cuando encuentre alguna página que incluya alguna de esas secuencias, te envía un correo con la dirección del sitio web que te menciona:

Monitorizar las menciones de nuestra marca con Google Alerts

 

Si la mención incluye un enlace, deja un comentario de agradecimiento al autor. Pero, en el caso de no tener enlace, agradécelo de todas formas y, de paso, pregúntale si podría incluir también tu enlace, para que sus usuarios no tengan que buscarlo por su cuenta. Seguramente se le pasó meter el enlace, así que no debería haber problema.

 

2. Comprobar los backlinks y menciones de tu competencia

Analizar los enlances externos de nuestra competencia directa
Sigue de cerca las estrategias de tus competidores

Nadie mejor que tú sabe quienes son tu competencia directa y, como tales, debes mantener un ojo vigilante a todos sus movimientos, incluida su presencia online en otros sitios web y la estrategia de Link Building que están desarrollando.

Al igual que revisas tus propios backlinks y menciones, comprueba también los de tus competidores. Las mismas herramientas que estés utilizando para tu sitio web te servirán para monitorizar a tu competencia.

Con la información que obtengas, adapta tu estrategia de Link Building para ampliar su campo de acción. Por ejemplo, replicando parte de su estructura de enlaces, particularmente aquellos backlinks con de mayor valor (es decir, que provengan de sitios web con autoridad), e ignorando los de menos valor.

Solo con esta diferenciación ya estarías consiguiendo una pequeña ventaja sobre tu competidor, pues aumenta tu proporción de backlinks de calidad.

Ahora bien, ¿cómo conseguir esos backlinks? Por lo pronto, partes con una ventaja: sabes que el sitio web origen está interesado en tu sector; por algo contiene una referencia a tu competencia. Ahora basta con que busques una forma de explotarlo.

La mejor forma es ofreciendo algo que les pueda interesar; por ejemplo, proponiendo un post invitado. Para ello, analiza los posts del sitio web y hazles una proposición dentro de su línea editorial, invitándoles al mismo tiempo a que visiten y conozcan tu propio blog, para que se hagan una idea de la calidad de tus posts (al final, siempre volvemos al mismo punto: contenido de calidad).

 

3. Construcción del enlace roto (“broken-link building”)

La idea detrás de esta técnica no puede ser más simple: encontrar enlaces rotos a páginas de nuestro sector y que los sustituyan por enlaces a páginas nuestras. Pero este aparentemente sencillo método encierra algunas dificultades no tan aparentes a primera vista.

En primer lugar, cómo encontrar esos enlaces rotos.

Una opción sería identificar sitios web de referencia en nuestro sector y comprobar la integridad de sus enlaces salientes. Para ello, te pueden servir la herramienta online Dead Link Checker o las aplicaciones XENU (gratuita) o Screaming Frog.

El problema de esta opción es que puede llevar bastante tiempo revisar todos los links salientes de un sitio web. Además, corres el riesgo de que ese sitio web te banee (impida que sigas accediendo) debido al elevado número de peticiones que estás haciendo al servidor.

Una mejor opción consiste en localizar las páginas de enlaces de interés, recomendados u otros recursos en esos sitios web y buscar cuáles están rotos dentro de esa página.

Como se trata solo de una página, no hay riesgo de que te baneen, así que lo puedes hacer con las herramientas anteriores o, más eficaz, con un plugin en el navegador. Por ejemplo, la extensión Check My Links para Chrome, que colorea los enlaces según sean válidos o no:

Distinguir los enlaces rotos (404) de los operativos

 

Ahora viene la segunda parte: ponerte en contacto con el Webmaster del sitio web para comunicarle que tiene enlaces rotos o inválidos en una de sus páginas, indicándole cuál es y dónde se encuentra exactamente, para que pueda solucionarlo rápidamente.

Entonces, puedes proponerle que lo sustituya por un enlace tuyo que ofrezca información similar a la de la página desaparecida. O, en caso que no tengas una página así, proponle otro enlace que encaje dentro de los temas de interés del sitio web. Aunque al final depende de la voluntad del Webmaster, es muy probable que lo acabe incluyendo (porque, ¿recuerdas?, nuestro contenido es de calidad 😉 ).

Aquí solo he dado un rápido vistazo sobre este método, pero si estás interesado, en este artículo (en inglés) tienes una descripción detallada y paso a paso de todo el proceso.

 

4. Técnica del rascacielos (“skyscraper technique”)

La técnica del rascacielos para crear contenido candidato a tener éxito
Hacia el infinito y más allá… con la técnica del rascacielos

¿A quién no le gustaría crear contenidos sabiendo que, a priori, tendrán miles, hasta decenas de miles, de visitas, serán compartidos por millares en las Redes Sociales y tendrán decenas, como poco, de backlinks de calidad?

¿Sorprendente, no? Pues éste es el principio que subyace bajo la técnica del rascacielos, desarrollada por Brian Dean, de Backlinko, con resultados espectaculares.

La técnica no puede ser más evidente y sencilla, con tres simples pasos… aunque su ejecución y final consecución no lo sean tanto:

  1. Buscar contenidos que ya hayan tenido mucho éxito recientemente.
  2. Crear un nuevo contenido que sea aún mejor, ya sea más extenso, actualizado o más detallado.
  3. Difundirlo entre personas que ya hayan mostrado interés en contenidos de ese tema.

Sólo tres pasos, pero que esconden mucho, pero que mucho trabajo detrás.

Quizás el primer paso pueda parecer el más fácil pero, ¿qué criterio define el “éxito” de un contenido: primera posición en google, número de comparticiones, número de comentarios, una combinación de éstos, …?

Un criterio que me gustó mucho (y que le hizo ganarse un puesto en mi recopilación de septiembre, todo sea dicho) fue el que explica Antonio Cambronero en su artículo sobre contenido viral, basado en el ranking de Alianzo y la herramienta Buzzsumo.

Para el resto de pasos, os remito al caso de estudio realizado por el propio Brian Dean, donde aumentó su tráfico orgánico un 110% en 14 días utilizando esta técnica, y en el que describe varias alternativas para los pasos 2 y 3.

 

5. Método del hombre en movimiento (“moving man method”)

"Moving Man": método para conseguir enlaces de webs con autoridad
¿Nos mudamos? Casi, con el método Moving Man

Este método se parece al de construcción de enlaces rotos (“broken-link Building”) que vimos un poco más arriba. La única diferencia: en vez de buscar enlaces rotos, este método se basa en buscar páginas o sitios web que hayan cambiado recientemente de nombre, de tal forma que sus backlinks antiguos siguen operativos pero desactualizados.

Al no haber enlaces rotos, no podemos utilizar las herramientas que usamos antes, puesto que, la mayoría de las veces, cuando un sitio web cambia de nombre, el propietario tiene buen cuidado de utilizar redirecciones para no perder sus antiguos enlaces externos.

Por tanto, debemos mantenernos atentos a la actividad de nuestro sector y empezar a actuar en el momento que detectemos que un competidor cambia de nombre o la URL de su sitio web.

A partir de aquí, el proceso es similar al de construcción de enlaces rotos, solo que en vez de buscar páginas con enlaces rotos, debemos buscar páginas que hagan referencia al antiguo nombre o URL.

El propio buscador Google nos puede ayudar en esta faena, pero también podemos utilizar las herramientas de análisis de backlinks (como Open Site Explorer o Majestic), introduciendo la antigua URL y exportando la lista de backlinks que tengan en sus bases de datos.

Finalmente, cuando hayamos recopilado varias páginas con los enlaces desactualizados, la dinámica sigue la misma línea: ponernos en contacto con el Webmaster, informarle que tiene un enlace desactualizado y entonces proponerle un enlace a nuestras páginas que pueda aportarle valor a su propia página.

Seguimos dependiendo de la voluntad del Webmaster pero, de nuevo, si disponemos de contenido de calidad y que sea relevante para el contexto del sitio web, tenemos muchas posibilidades que lo haga.

Para que veas la efectividad de este método, aquí tienes otro caso de estudio de Brian Dean, junto con una descripción paso a paso de cómo lo desarrolló y los resultados coneguidos.

 

6. Potenciar backlinks indirectos (2º nivel)

Cuando buscamos backlinks para nuestras páginas web, realmente estamos mirando por dos factores completamente distintos:

  • Cantidad, puesto que mayor número de backlinks nos transmitirán conjuntamente mayor autoridad desde los sitios web origen. Pero de nada sirve tener muchos enlaces si no tienen suficiente…
  • Calidad, que mediría el grado de autoridad que recibimos a través de ese enlace, que valora factores como la autoridad y temática del sitio web origen, el tipo de enlace (dofollow o nofollow), el texto ancla o el contexto del enlace.

Normalmente, centramos nuestra estrategia de Link Building en conseguir el mayor número posible de backlinks con la mayor calidad posible. Hasta aquí, todo correcto.

Pero dado que “heredamos” parte de la autoridad de los sitios web que nos enlazan, toda mejora en esta autoridad también acabará redundando, aunque en menor medida, en nuestro propio sitio web.

Imaginémoslo como una pirámide, con nuestro sitio web en la punta, recibiendo autoridad de los sitios web que nos enlazan directamente (llamémosle “nivel 1”) que, a su vez, reciben autoridad de los sitios web que los enlazan (constituyendo un “nivel 2”):

Potenciar los enlaces externos indirectos para aumentar calidad de nuestros backlinks

 

En vez de limitar nuestra estrategia de Link Building a conseguir backlinks directos (nivel 1), también deberíamos considerar cómo aumentar la autoridad de los sitios web que nos enlazan, generando a su vez una estructura de enlaces que apunten a estos sitios (o, al menos, a los más significativos).

A primera vista, puede parecer que esta táctica supone desperdiciar tiempo que podríamos dedicar exclusivamente a conseguir backlinks directos. Pero en realidad nos está proporcionando un mayor campo de acción con menor esfuerzo:

  • De la misma forma que compartimos nuestras páginas, podemos compartir las páginas que nos enlazan, produciendo un efecto acumulativo en el tráfico web.
  • Tenemos más oportunidades de “colocar” enlaces contextuales que sean de utilidad. Por ejemplo, si un bloguero hace un post sobre posicionamiento orgánico y apuntara a este post cuando explica el Link Building, puedo recomendar ese post en el contexto apropiado como una aportación de valor.
  • Refuerza nuestra relación con los sitios web que nos apuntan directamente, abriendo una oportunidad para futuras colaboraciones.

 

Difundiendo y promocionando tus contenidos (y no solo en Redes Sociales)

Hasta ahora hemos visto cómo generar contenidos que atraigan usuarios (y, colateralmente, nos enlacen) y cómo podemos analizar los enlaces ya existentes, no necesariamente a nuestras propias páginas, para consolidar la red de enlaces entrantes de nuestro sitio web.

Pero el alcance de nuestra estrategia de Link Building quedaría muy limitado si no difundimos y promocionamos de forma proactiva nuestros contenidos (de calidad), para que muchos usuarios nos visiten y enriquezcan nuestros backlinks.

En otras palabras, no debemos limitarnos a generar magníficos contenidos y conseguir enlaces desde sitios web de autoridad envidiable, sino que tenemos que decirle al mundo “¡hey, que estoy aquí y tengo un contenido que te va a molar cantidad!”.

 

1. Crear perfiles en las RRSS apropiadas y mantenerlas activas

Elegir las redes sociales más adecuada para nuestros intereses
¿Todas las Redes Sociales son para ti?

Las Redes Sociales son el medio perfecto para dar a conocer nuestros contenidos a una gran audiencia, pero esto no significa que debamos darnos en todas ellas, habidas y por haber, porque:

  • Si apenas genero contenido fotográfico, ¿para qué necesito una cuenta en Instagram?
  • Si gran parte de mi contenido es fotográfico, ¿por qué no tengo una cuenta en Instagram?
  • Si incluyo infografías en todos mis posts, ¿por qué no tengo una cuenta en Pinterest?
  • Si mi actividad está relacionado con la hostelería o la restauración, ¿por qué no tengo una cuenta en Trip Advisor?
  • Si no tengo un establecimiento físico abierto al público, ¿por qué tengo una cuenta en Foursquare?
  • Si no grabo vídeos, ¿por qué tengo una cuenta de YouTube?
  • Si quiero mantener contacto online con mis usuarios, ¿por qué no tengo una cuenta en Twitter o Facebook?
  • Si mi audiencia pertenece a la tercera edad, ¿por qué tengo una cuenta en Snapchat?

Estos son solo algunos ejemplos de lo que debemos preguntarnos para utilizar nuestras cuentas en las Redes Sociales para promocionar nuestros contenidos y relacionarnos con nuestros usuarios. Todos deberíamos hacernos preguntas similares antes de empezar a utilizar una u otra.

Esta guía rápida te puede ayudar a hacer una primera selección de las Redes Sociales más convenientes para tu actividad, pero si tu sector tiene características especiales, investiga también si hay redes sociales temáticas que te puedan interesar.

Puede parecer algo obvio, pero he visto infinidad de sitios web y blogs con una larga retahíla de iconos de múltiples redes sociales para seguirles y, de verdad, ¿realmente necesitan tener tantas cuentas? ¿Las mantienen todas activas y periódicamente actualizadas?

En cuestión de Redes Sociales, mejor pocas, bien seleccionadas y mantenerlas activas.

 

2. Difundir nuestros contenidos por las RRSS (y además…)

Vale, todos lo sabemos y lo tenemos claro: cada vez que generemos un contenido nuevo, debemos difundirlo a los cuatro vientos a través de nuestras cuentas sociales…

Pero quizás no caigamos tan fácilmente en la cuenta de que también hay que:

  • Compartir otros contenidos, no nuestros, relacionados con nuestra actividad, pues pueden llamar la atención a usuarios que todavía no se habían fijado en nosotros, además de sus autores.
  • Tener un plan de redifusión de contenidos antiguos, para mantener un mínimo nivel de interés en ellos y captar usuarios que no los conocieron en su momento.
  • Compartir contenidos que nos enlazan, porque aumentar su tráfico web y sus visitas puede redundar en un aumento de la calidad de esos backlinks y, finalmente, de la de nuestro sitio web.
  • Reenviar, contestar o etiquetar los mensajes que otros usuarios envíen sobre ti o tus contenidos. Se llaman redes “sociales” por algo.
  • Compartir con moderación, adaptado la propia idiosincrasia de cada red social. No satures tu línea de comunicación, que puede acabar ahuyentado a tu audiencia.
  • Analizar la actividad de nuestras cuentas, para determinar las estrategias que tienen mayor éxito de difusión entre nuestros seguidores.

 

3. Escribir posts invitados (“Guest posting”)

El Guest Blogging como fuente de enlaces externos de calidad
¿Qué hacer y qué no en los posts invitados?

¿Puede haber mejor forma de promoción de nuestros contenidos que publicando un artículo en un medio de reconocido prestigio? Al hacerlo, cumplimos dos objetivos:

  • Nos damos a conocer ante una audiencia mucho mayor y variada, parte de la cual podría integrarse en nuestra propia audiencia.
  • Conseguimos al menos un backlink de calidad a una página de nuestro sitio web, con toda la transferencia de autoridad que resulta.

Sin embargo, hay que utilizar los posts invitados con moderación y cordura, porque Google puede penalizar un sitio web si la práctica resulta forzada o injustificada. Por poner un caso extremo: si tengo un sitio web sobre cómics, ¿a qué viene incluir un post invitado sobre estanterías de la marca “tal-y-cual”?

Veamos a continuación qué debemos tener en cuenta para escribir un post invitado:

  • Escribe sólo en sitios web directamente relacionados con nuestra actividad principal. Alternativamente, que sin haber esta relación, sí que aporte una utilidad real y objetiva a su audiencia; por ejemplo, una tienda online de videojuegos que incluya un post invitado que analice la calidad de monitores de alta resolución.
  • Elige sitios web cuya autoridad sea, al menos, similar a la de nuestra web. Mientras sea ocasional, no pasa nada porque tenga menos autoridad, pero el efecto del post invitado quedaría diluido y probablemente favorezca más al anfitrión. Utiliza métricas reconocidas, como las de MOZ o Majestic, para evaluar su autoridad.
  • Cuidado con los sitios que solo publican posts invitados. No son negativos por sí mismos, pero asegúrate que su línea editorial encaja con la tuya. Sitios con artículos sobre mascotas, sofás y bicicletas no parecen los más apropiados para ampliar la audiencia de tu tienda de videojuegos.
  • Lee y acata las normas de guest posting del sitio web antes de entrar en contacto con ellos y, cuando lo hagas, hazlo conforme a dichas normas. Aun cuando tengas una propuesta que creas mejor, déjala para cuando ya hayas publicado y te conozcan lo suficiente.
  • Si el sitio web no publica estas normas, intenta descubrir cuáles son las preferencias del propietario. Por ejemplo, hay blogueros que quieren que le hagas una propuesta de valor, mientras otros prefieren que envíes un pequeño resumen de tus conocimientos y capacidades y ellos mismos te proponen varios temas.
  • Sigue las normas de redacción del sitio web anfitrión, sobre todo en lo relativo al copywriting y estructura del contenido (imágenes, encabezados, etc.).
  • No sobreoptimices para el posicionamiento SEO. Probablemente, el propietario anfitrión eche para atrás tu post o lo corrija él mismo.
  • Trata tus posts invitados como si fueran posts de tu propio blog: compártelos, difúndelos, promociónalos, analiza las visitas que te llegan a través de ellos… Así estás reforzando la potencia de los backlinks a tu sitio web.
  • Incluye tus cuentas de Redes Sociales en la firma, junto con una pequeña biografía. Si escribes muchos posts invitados, ten preparadas variaciones de esta biografía, para que no sea siempre la misma en todos los sitios web.

 

4. Participar en Premios de Blogs

Los premios de blogs como promoción de sitios web
Premios Bitácoras: ganarse el paraíso

Mientras escribo estas líneas, está abierto el plazo de presentación a la convocatoria de 2016 de los Premios Bitácoras, que genera mucha expectación, tanto entre usuarios como entre blogueros, por su enorme impacto y difusión.

Sin embargo, aunque sea el más conocido, no es el único premio de estas características para elegir los mejores blogs. Una simple búsqueda como “premios blog” te ofrece un listado de varios premios. Comprueba que tienen categorías para la temática de tu blog, lee sus normas de participación e inscríbete cuando abran su plazo de presentación.

Cuando decides participar en un premio para el mejor blog, obtienes los siguientes beneficios:

  • Efectos de la campaña de promoción para solicitar el voto a tu blog. Además de inscribirte, debes promocionarte tu blog para captar votos, con el consiguiente aumento de visibilidad de tu web. Aunque no consigas una buena posición final, esta promoción afectará tu tráfico web y visitas.
  • Backlinks de alta calidad desde el sitio web organizador. En el caso de los Premios Bitácoras, desde la web de RTVE.
  • Múltiples backlinks de calidad variada provenientes de blogs, sitios web y medios de comunicación que se harán eco de la clasificación final del premio.
  • En algunos casos, premios en metálico para los primeros clasificados. Lo suficiente para una escapadita de fin de semana 😉

Un último consejo: no esperes a que abran el plazo de presentación para iniciar tu campaña. Tenla preparada y planificada de antemano, tanto en lo que respecta a los banners y posts que vayas a utilizar, como las acciones de difusión para pedir el voto.

 

5. Formar parte de una selección

Formar parte de una selección para promocionar nuestros contenidos
¿Tienes lo que hay que tener para ser elegido?

¿Alguna vez has leído un post del tipo “mejores posts de…”, “mejores blogs…” o “entrevistas a los mejores…”? Son posts que reúnen y comentan varios posts, blogs o blogueros que tratan sobre una misma temática y que destacan por alguna característica.

Cuando veíamos en la primera sección como atraer enlaces a nuestro blog, ya comenté los efectos beneficiosos de este tipo de posts, que suelen recibir mayor número de visitas y tener mayor difusión por las redes sociales. Esos mismos beneficios también redundan entre los sitios web que forman parte de esa selección.

Evidentemente, no está en nuestras manos el decidir que vayamos a formar parte de una selección. Pero si encontramos algún medio o sitio web que regularmente haga este tipo de selecciones, podemos contactar con el autor para presentarnos, proponerle que conozca nuestra web y que lo considere para futuras selecciones.

De hacerlo, asegúrate que tus contenidos encajen en la línea editorial del “seleccionador” y que tengan la calidad suficiente para ser tenidos en cuenta.

No le envíes solamente la dirección de tu sitio web, sino también una pequeña biografía (que no tenga que buscar quién eres) y enlaces a tus posts más visitados, para que se haga una idea de la calidad de tu trabajo.

Si tu contenido lo merece y consigues aparecer en una selección de posts, el backlink que consigas tendrá, en general, mejor comportamiento que la media del resto de backlinks. Es lógico, puesto que partimos de una audiencia que ya ha mostrado interés en tu temática.

Por ejemplo, Mktdiglovers me incluyó en una selección de blogs, el pasado 19 de septiembre (hace apenas un mes), y aquí tenéis una vista de algunas métricas del backlink resultante:

Efecto de las visitas de enlace externo desde recopilación de blogs

 

Como podéis ver, el porcentaje de rebote, el número de páginas por sesión y la duración media de la sesión son claramente mejores que la media de todos los backlinks.

 

6. Agregadores, directorios, foros temáticos y comentarios de posts

He dejado para el final quizás la cuestión más controvertida para conseguir backlinks de calidad. Remarcando especialmente lo de “calidad”, porque a través de estas herramientas o utilidades puedes conseguir muchos, muchos backlinks, pero de calidad cuestionable, como poco.

Los agregadores y directorios te permiten incluir un enlace a tu blog o a un post, junto a una pequeña descripción o resumen de su contenido. En este caso, la autoridad del sitio web no es criterio suficiente para valorar la calidad de los backlinks que nos enlacen, sino que debemos fijarnos en otros factores:

  • Aunque los hay generalistas (para cualquier sector), rara vez disponen backlinks de calidad, por lo que es preferible buscar agregadores y directorios temáticos, solo orientados a tu sector de actividad.
  • Que tenga algún criterio de inscripción que funcione como filtro de calidad, para evitar que se convierta en un listado descontrolado de enlaces que cualquiera puede incluir.
  • Que tenga actividad. Descartemos aquellos cuyo último enlace haya sido incluido meses atrás: denota que no hay mucho interés en mantener ese agregador o directorio.

Los agregadores y directorios puede ofrecer backlinks dofollow, pero los foros temáticos y comentarios de posts suelen ser nofollow. No por ello debemos descartarlos: toda buena estrategia de Link Building debe incluir ambos tipos de enlaces. Aunque los enlaces nofollow no nos transmitan autoridad, son una fuente de tráfico web y visitas.

Cuando dejemos un comentario en un foro temático o en un post, debemos:

  • No dejar el clásico, e insulso, comentario de “Gran post. Gracias por ser tan genial”, sino escribir un comentario útil y crítico, que amplíe, critique o aclare algún aspecto de la pregunta, el post u otro comentario.
  • Leer detenidamente la pregunta o post antes de dejar ningún comentario. También es conveniente haber leído el resto de comentarios, pero si son muchos, al menos escanea los más largos: no comentemos o contestemos lo que ya está mil veces comentado.
  • No incluir enlaces, salvo que responda o amplíe expresamente algún aspecto de la pregunta, post u otro comentario.

 

No sigas a rajatabla todo lo que lees: ¡investiga, analiza y prueba!

Adaptar las estrategias a nuestra web para tener éxito
¡Zas en toda la boca de las estrategias!

Para terminar, permitidme un pequeño jarrón de agua fría: lo que le ha funcionado a otro no tiene porque funcionarnos a nosotros.

Esto no significa que las técnicas, métodos o tácticas para conseguir backlinks sean poco fiables o palabras huecas, sino que en el desarrollo y ejecución de cada una de ellas intervienen tantos factores que es imposible asegurar el éxito por el mero hecho de utilizarlas.

Por otro lado, si fuesen tan “infalibles”, ¿no las estaría utilizando todo el mundo con éxito arrollador y viviríamos todos en el mundo de los osos amorosos y los ponis de arco iris?

En este artículo, por ejemplo, tenéis un caso de estudio sobre la técnica del rascacielos, pero no es un caso de éxito, sino de fracaso. Fracaso relativo, añadiría yo, porque el autor de este artículo analizó su estrategia, encontró sus puntos débiles y aprendió de ellos.

Y la lección aprendida más importante es que toda estrategia, toda técnica que utilicemos necesita tiempo y constancia para llegar a buen puerto, y todo fallo es una oportunidad para hacerlo mejor la próxima vez.

Cuando utilicéis uno u otro método, estudiadlo detenidamente, buscad casos de estudio o experimentos, adaptadlo a las características de vuestro sector, probadlo midiendo los resultados y, sobre todo, corregid vuestra estrategia cuando descubráis dónde y porqué ha fallado.

 

Conclusiones

Conclusiones del post: resumen para leer en menos de un minutoLa eficacia de una estrategia de Link Building descansa sobre tres pilares fundamentales:

  • Disponer de contenidos que atraigan enlaces. Además de la calidad del contenido, diferentes tipos de contenidos consiguen diferentes niveles de atención. Combinando contenido de calidad con temáticas o formatos atractivos conseguirán más visitas y, por extensión, más enlaces externos.
  • Dinamizar proactivamente la estructura de enlaces entrantes. El crecimiento de la red de enlaces basada exclusivamente en contenidos atractivo suele ser muy lenta. Para potenciarlo, debemos intervenir para lograr enlaces naturales desde sitio web de autoridad.
  • Difundir y promocionar los contenidos. No debemos esperar a que nos visiten y nos enlacen, sino que debemos hacer llegar nuestros contenidos a los usuarios, a través de las Redes Sociales más adecuadas para nuestras necesidades, así como otros medios donde darnos a conocer.

En este artículo hemos visto un total de 20 métodos distintos para cada uno de estos pilares. Sin embargo, no basta con elegir uno o una combinación para conseguir éxito en nuestra estrategia.

Cada sector, cada tipo de contenido, tiene unas características específicas que hacen necesario adaptar estos métodos para aprovechar su máximo potencial. Aplicar de forma genérica uno u otro método sin hacer este análisis previo puede conducir al fracaso de nuestra estrategia de Link Building o a reducir drásticamente su efectividad.

 

Tener contenidos de calidad no es condición suficiente, aunque sí necesaria, para conseguir backlinks de calidad. También debemos ser capaces de hacerlos llegar a los usuarios. ¿Qué opinas de las técnicas que se discuten en este artículo? ¿Cómo fue tu experiencia con las que hayas usado? ¿Cuáles son tus técnicas favoritas?

Imágenes: freepik, pixabay, elaboración propia.

 

¿El post te ha resultado útil? ¡Ayúdame a mejorar y puntúalo!

[ Hasta ahora habéis votado 2, con nota media 5 ]
 
Tweet about this on Twitter88Share on Facebook0Share on Google+4Pin on Pinterest2Share on LinkedIn8Buffer this pageEmail this to someone

Quizás también te interese...

Cómo conseguir Backlinks de Calidad para tu Blog o Web
Etiquetas: backlinks    blogging    posicionamiento web    tráfico web
Sobre el autor,
Consultor SEO Freelance, Ingeniero Superior de Informática, Certificado en Google Adwords y Experto Universitario de Social Media Marketing, con más de 20 años de experiencia en el sector de Internet y las Nuevas Tecnologías.

Hay 12 comentarios acerca de:
    “Cómo conseguir Backlinks de Calidad para tu Blog o Web

  • 24/10/2016 a las 11:12
    Enlace permanente

    Madre mía que pedazo de artículo Antonio!
    Uno de los posts más completos sobre linkbuilding que he leído! Mi enhorabuena.
    Lo tendremos todo muy en cuenta.

    Un saludo

    Responder
    • 25/10/2016 a las 10:02
      Enlace permanente

      Gracias, Carlos. Me alegro que te haya gustado 🙂

      He intentado cubrir casi todas las áreas posibles para reforzar una estrategia de Link Building, para mostrar que conseguir enlaces muchas veces, además de esfuerzo, requiere imaginación y creatividad.

      Hasta la próxima!!

      Responder
  • 25/10/2016 a las 15:48
    Enlace permanente

    Hola Antonio.

    Enhorabuena por tu post, y por tu blog en general.

    Últimamente son muchas las veces q estoy apareciendo por aquí y eso es porque estás ofreciendo contenido de muy buena calidad. Enhorabuena 🙂

    Responder
    • 25/10/2016 a las 17:00
      Enlace permanente

      Muchas gracias, Sergio, tanto por visitar el blog como por las felicitaciones 🙂

      Me alegro que te gusten los posts de mi blog. Ése es mi objetivo, no hacer posts para rellenar, sino que sirvan como referencia y ayuda para quien los pueda utilizar con provecho.

      ¡Hasta la próxima! 🙂

      Responder
  • 30/10/2016 a las 10:30
    Enlace permanente

    Excelente artículo Antonio, felicidades, me quedo con algo que comparto plenamente: No sigas a rajatabla todo lo que lees: ¡investiga, analiza y prueba!”

    Un abrazo y muchas gracias por la mención 🙂

    Responder
    • 30/10/2016 a las 20:35
      Enlace permanente

      Hola, Javier:

      Muchas gracias a ti, Javier, por tu comentario y por tu artículo, que encajaba perfectamente para ilustrar cómo evaluar sitios y páginas web con todo lujo de detalles 🙂

      Me alegra que te haya gustado el post y que estés de acuerdo con esa máxima de investigar, analizar y probar. A veces, leyendo algunos fotos, me da la impresión que mucha gente cree en recetas mágicas universales, pero en realidad no existen sino que, aunque los casos de éxito que nos sirven de referencia, siempre debemos adaptarlos para aplicarlos a nuestros objetivos y necesidades, analizando los resultados y actuando en consecuencia.

      Gracias de nuevo y hasta la próxima!!

      Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.